miércoles, 4 de septiembre de 2013

Argentinos Jrs: Transformación desde las decisiones

La columna de Nicolás Galliari

TW @nico92galliari
nrgalliari@gmail.com



La temporada pasada fue un punto de inflexión en Argentinos Juniors. A una complicada situación deportiva, se le sumaban conflictos dirigenciales, peleas de un lado a otro, uso mediático excesivo de muchos protagonistas y acusaciones de un lado a otro. Entre medio de todo eso, un equipo que debía levantarse cuanto antes. Por lo menos, despertarse para disponer del tiempo de arrancar algo nuevo.

En La Paternal se respiraba un aire contaminado. Todos los canales de televisión en las prácticas e imputaciones al presidente Luis Segura, a quién se lo inculpaba haber vendido el descenso a la AFA por un cargo superior en la entidad del fútbol argentino, o en la CONMEBOL o en FIFA. Pronto lo salió a desmentir y todo quedó en una simple mentira de un hincha en la red social Twitter.

A pocas fechas para el final del torneo, al Bicho lo salvó un Independiente en picada y los muy buenos resultados que obtuvo en el final, en las últimas fechas de la temporada, para salvarse del descenso y quedarse en Primera. Asimismo, además de todo el lío que rodeaba al club por la situación más que difícil en la que se encontraba, empezó la exclusión de algunos jugadores pesados.

El entrenador Ricardo Caruso Lombardi tomó la decisión de borrar a Ariel Garcé, Diego Placente y Aníbal Matellán. Futbolistas de jerarquía, el mundo del fútbol pensó que ya sin estos experimentados, el futuro ya estaba cantado y el descenso era algo casi inevitable. Acusaciones, insultos, en un mismo canal, uno esperando a otro para contestarle, la situación en la que estaba inmerso el club era un verdadero caos.

Sin embargo, el propio Caruso apostó por los juveniles del club, y se jugó todo a darles confianza y a empezar a jugar con ellos. Y se salvó del descenso con muy buenos resultados en el cierre, no sin sufrir, pero demostrando que el haber borrado a esos jugadores fue una decisión acertada, ya que antes de esa decisión el presente del equipo era muy malo. Luego de haber tomado la medida, el equipo levantó.

Esa sublevación arrancó en su propia cancha, en el Diego Armando Maradona, con un claro triunfo sobre River, que en ese momento tenía chances de pelear el campeonato. Con goles de Barraza y Rodrigo Gómez, empezaba a sacarse un gran peso de encima y le sacaba bastante diferencia al conjunto de Brindisi, que no podía salir de la posición de descenso.

Luego la racha continuó con el empate ante San Lorenzo, en un gran partido que lo pudo tener como ganador, y las victorias ante Colón como local y ante Newell’s como visitante, cuando los de Martino ya eran campeones. Ese sprint final fue el que salvó al plantel de Ricardo CL de un descenso que tenía olor a inevitable después de aquella semana en la que miles de cosas pasaron y el club estuvo en el centro de la escena.

Para esta nueva campaña de la que ya llevan jugadas cinco fechas, el equipo comenzó muy bajo en la tabla del promedio, y la idea lógica es sumar para salir del fondo, aunque la realidad sea muy complicada. Y Argentinos ha comenzado muy bien el torneo, con 10 puntos de 15 y sólo una derrota. En eso, ha habido grandes resultados, tras un muy mal arranque con Godoy Cruz,  como el triunfo ante Colón como local y la goleada a San Lorenzo como visitante, en aquel duelo entre directores técnicos entre Pizzi y Caruso.

La decisión del entrenador, ese DT que no tiene problemas en pasearse por todos los programas deportivos, ese que protagonizó muchos escándalos, ese del “no me midas”, fue muy acertada. Los chicos pedían pista, y él les terminó dando ese lugar correspondido para que los canteranos sepan hacer lo que sabían, y jueguen libres, y salven al equipo de una realidad comprometida.

Apareció Gómez, “Droopy” Gómez, el apodo que se ganó por estar siempre en todos los lados donde se lo requiere. En este equipo actuó como volante por la derecha, aunque es un todo terreno, y los grandes y algunos equipos europeos ya pensaron en llevárselo. Es un polifuncional, muy veloz, ataca siempre los espacios, acaba en posición de definición, colabora en la marca, es salida, tiene buen trato de balón. Es completo, aunque todavía le falta madurar y entender los momentos del juego.

Junto al volante, una dupla central que promete, con Nicolás Freire y Franco Flores. Ninguno de los dos pasa los 20 años, y han demostrado una concentración y una jerarquía para marcar que muy pocas veces se ve en chicos sin experiencia. Y estos dos jóvenes pusieron lo que tenían que poner para dar la cara por el club en el que se formaron. Siempre fuertes en los mano a mano y buenos en el juego aéreo, tanto defensiva como ofensivamente. En la mitad de cancha, el dueto que componen Nagüel e Iñiguez le dieron respiro al equipo, por la marca y por su buen juego para la salida.

Ellos son los que más han dado que hablar en sus primeras presentaciones, y lo que se han ganado el puesto y aun hoy son los titulares. Aunque también se puede destacar la presencia, hoy un poco opacada, del arquero Sebastián Giovini, y del lateral zurdo Lucas Rodríguez, que ha ofrecido una subida al ataque con criterio aunque mostró ciertas dificultades en la marca.

De todas maneras, todos son jóvenes, y aun hay que pulirlos. Caruso Lombardi les dio el lugar, y ellos no le fallaron. No son los únicos, sino que están Nicolás Batista, o el colombiano Reinaldo Lenis. También hay otros que, por distintas cuestiones, han vuelto a bajar a Reserva.

Todos fueron importantes, aunque con el apoyo de jugadores de experiencia, como en su momento lo fue Julio Barraza, en el final de la temporada pasada. Porque el ex Banfield hizo goles importantes, siempre estuvo presente y fue el más importante del equipo. Una figura fundamental para creer que la salvación no era imposible.

Ante la salida de varios jugadores de peso, Barraza fue el líder, la voz de mando. En la actualidad, que el equipo tiene por ahora un buen presente en el Torneo Final, hay algunos que lo acompañan. Uno es Pablo Migliore, con los tantos cuestionamientos que se le pueden llegar a hacer, su vuelta de Croacia cuando había jugado poco y nada y haberlo relegado a un Matías Ibáñez que ya había firmado con la institución de Paternal. El Loco también es una referencia para los más chicos, que así lo han manifestado.

A los jóvenes de inferiores y a los líderes de grupo se han sumado algunos que no tenían renombre en el fútbol nacional, como lo es Hernán Boyero. Un personaje de mil historias por contar, del que muchos han armado un revuelo por su trayectoria y su vida, pero que al equipo le puede aportar cosas del juego, a partir de sus hábitos en muchos otros clubes.

Su estadía en Bolivia, cuando ya estaba asentado en Santa Cruz de la Sierra, lo hacía pensar que su carrera acabaría allí, pero el DT del Bicho, que ya lo conocía, lo llamó y lo invitó a jugar con él. Sin dudar, Boyero aceptó y hoy es el delantero titular del equipo En el comienzo del certamen ya ha metido goles importantes, y demostró que puede aguantar a defensores fuertes e imponer su capacidad pese a no tener un gran físico y contar con sus casi dos metros de estatura.

Antes de empezar, en medio de la pretemporada, una prueba a la que asistieron hasta jugadores africanos (más allá de que no hayan quedado) le hizo sumar a varios desconocidos cuyas formas están por verse. Por eso se lo ha cuestionado desde cualquier punto del país, como por tantas otras cosas, pero luego se lo destruye mediáticamente cuando expresa que él fue el que sacó a tal jugador y lo hizo conocido.


Por todas estas cosas, Argentinos Juniors ha sabido recuperarse después de una temporada muy negativa de la que supo zafar. Desde la base de los chicos, con la cuota de experiencia, y una delantera con rapiditos como Villalba o Rius más un centro delantero como Boyero o Barrera. Tal vez la idea de ser campeón sea una utopía, pero Caruso Lombardi supo sacar al equipo de la mala con sus decisiones y hoy el Bicho apunta a algo más. Tendrá que sumar, pero por algo se empieza y comenzó muy bien la temporada.


Etiquetas: , , , , , ,

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal